Requiem Romae

Felix Feriae

written_in_blood_by_philosophyoftime.jpg

Poco se recuerda de lo que pasó entonces. Se sabe que Marco Julio Octaviano preparó una gran fiesta junto con Alyx y Tiberio Aquila, muchos Propinquiis ilustres fueron invitados quedando extrañamente al margen Onisephoros, el sire de Alyx.

También se sabe que al principio la fiesta fue un éxito, hubo muchos humanos para alimentarse de ellos y una escenificación de la Guerra de las Galias por un grupo de siete miembros del Legio Mortuum. El primero en desaparecer fue Aulo Aquila aunque poca gente se percató de su ausencia. El segundo en desaparecer fue Titus Julius, aunque a este le vieron saliendo de la fiesta.

Después se desató el caos, solo se sabe que un conjunto de Propinquiis extranjeros (partos, para mas señas) empezó a atacar a los asistentes y que el Legio Mortuum presente no pudo hacer nada para evitarlo.

De esta fiesta solo sobrevivieron los tres organizadores de la misma, Achaikos y Titus Julius. Tiberio Aquila y Alyx fueron acusados de planear una masacre contra las principales personalidades de la Camarilla pero huyeron y no se les encontró.

Se rumorea que los Mekhet les dieron cobijo en Egipto y que había sido todo planeado por ellos… pero cómo lo habrían hecho si aún no estaban en Roma?

View
Et pugnate pro site

Octubre 49 a.C., año 460 de la República de Roma

romanisation_article_2.jpg

Habían pasado lo meses, Marco Julio Octaviano era nombrado miembro del Senex gracias al apoyo de Titus Julius, Spurius Julius y Acilia Julia, con la que parecía que tenía una buena relación. Estaba presente entre otros Tiberio Aquila, ahora miembro del Legio Mortuum por gracia de Spurius Julius.

Se retiraron a hablar con Alyx, los tres hacía meses que no se habían visto, desde la fiesta en el Porticus Sanguinus para honrar a los tres antiguos. Tiberio había sido el primero en marchar, hacia Hispania con Spurius, siguiendo a Julio César y saltándose las reglas del Senex de no participar en los eventos de los mortales. Tanto Alyx como Marco notaron que la sangre de Tiberio era más poderosa y eso solo quería decir una cosa… diablerie.

Marco había ido a Grécia, por algún motivo Helvetia Julia lo había mandado allí. Lo que sorprendió fue que volviera con Eanthes, la famosa hetaira que tantos habían echado de menos…

Ambos confesaron que habían matado a gente importante de la Camarilla para conseguir sus objetivos, por su parte Alyx solo explicó que había ido a Cartago a buscar unos amigos, pero por lo visto la más violenta de los tres era la que había pasado una época más tranquila. A la gladiadora la veían diferente, extrañamente más humana.

Ahora que los tres empezaban a ganarse un nombre en la Camarilla era necesario hacer algún tipo de presentación pública: una fiesta. Al no precisar de mucho dinero ni querer abusar de su familia mortal Marco fue a ver a Eanthes, la sedujo e hicieron un vínculo mutuo de sangre (ella no sabía que Marco estaba vinculado a Tiberio) y ella le prometió ayuda económica.

Mientras, Tiberio Aquila vinculó a su antiguo amigo y sacerdote Oppiter Servilius y Alyx fue a ver, seducir y vincular a Marco Antonio, lugarteniente de César el cual había renunciado a ser dictador y había ido hacia Brindisium para prepararse para luchar contra Pompeyo.

También se enteraron que ante la bacante de portavoz del Peregrine Collegia al Senex había tres Propinquiis dispuestos a asumir el cargo: Decius Cornelius Maursus, Agrippa Tullio, Amulius Canius Civilis y Achaikos.

Los tres fueron a consultar a los grupos de gente a quién afavorecían: Marco los Mekhet, Tiberio a Spurius y Alyx a la Progenie de Belial. Llegarona la conclusión que ni Decius Cornelius (demasiado moderado y poco poderoso) ni Amulius (demasiado poder y mafioso).

Amulius era el líder del Nocte Aventinum, el Collegium más importante de Roma con lo que presuponían que los delincuentes mortales también estarían a su servicio. Fueron a un tabernae del Aventino y cuando identificaron a un lugarteniente de Julianus Secundius Crispus, señor del Aventino, organizaron una pelea y cuando tuvieron a su merced lo ultrajaron y lo dominaron a él y sus secuaces, asegurándose su lealtad para ir minando el poder de Amulius.

Al cabo de unas noches Decius celebró una pequeña fiesta a la que ellos fueron invitados. Presentes había también Macellarius Corbulo (al que Alyx invitó a la fiesta de Marco), Herennia Titilla, una Propinquii molt respectada al senex, Ligeia, líder dels Propinquii grecs a Roma i Lars Sidonius Gryllus, un jove general del Legio Mortuum.Alyx se aburrió rápido y fue a seducir a LArs, el cual aún y ser altivo se dejó. Marco quedó prendado de la belleza de Herennia y fue con ella a las pequeñas termas de la villa, aunque la compartió con dos fornidos esclavos (que no salieron con vida). Tiberio fue invitado por Decius a unirse a él para apsarselo bien con un niño pequeño lo cual declinó y ajuntó a varios esclavos para montarse su propia fiesta mientras Ligeia y Macellarius Corbullo debatían de política en al habitación de al lado…

View
Octavius ​​Romam faciam immortalibus

Abril 49 a.C., año 460 de la República de Roma

julio_Cesar.jpg

Buscando información acudieron a Onisephoros pero éste no conocía el secreto de los Julios, les habló de los tres antiguos Julios que se habían despertado: Spurius, Helvetia y Titus. Los tres eran chiquillos de Aulus Julius con lo que rivalizaban con Acilia y Oppius, los actuales Consules de la Camarilla. Marco y Tiberio fueron a hacer una ofrenda a tan importantes propinquii mientras Alyx fue a buscar a Bax Sasan, ahora llamado Antia. Ésta le explicó una tercera historia sobre Belial y vio que estaba preparada apra entrar en su grupo, aún y así le dejó unos días para pensarselo bien y que disfrutara su humanidad.

La noche siguiente Acilia tenía una misión para los tres neonatos: tenían que ir a secuestrar a und escendiente de Titus Julius, llamado Marcus Volaginius en su villa de Tívoli, se iba a preparar una fiesta en el porticus Sanginius en honor a sus tres hermanos mayores. Pero tenían que darse prisa, pues Oppius Julius también había pensado lo mismo.

Tibeiro y Alyx tuvieron problemas para cabalgar, su baja humanidad asustaba a los animales. Al llegar a la posada refugio vieron que los sirvientes de Oppius ya habían lelgado, así que Marco hizo una treta apra que los caballos de ellos desaparecieran.

A la noche siguiente MArco pudo lelgar antes a la villa, habló con el padre de Marcus e hizo creer que los sirvientes de Oppius eran hombres de Pompeyo. Mientras Alyx y Tiberio iban detras de ellos. Mientras había combate Marco cogió al niño y huyó hacia Roma dejando a Alyx y a Tiberio detrás, volviendo al refugio pero cogiendo una habitación para no coincidir con lso hombres de Oppius. En la habitación Alyx intentó violar a Tiberio, pero éste se pudo resistir y hacer que la relación fuera un tanto mas placentera…

En Roma Acilia Julia por primera vez felicitaba a Marco Julio por su trabajo, hasta le dejó quedarse durante el día en su villa.

View
Vetera novis et veteribus nova

Marzo 49 a.C., año 460 de la República de Roma

Davinci s demons al rahim character 001

Tanto Roma como la Necrópolis entraron en el caos al saberse que Pompeyo el Grande había huido a Grecia y Julio César se dirigía a Roma. Alyx buscó un refugio fuera de Roma mientras Marco Julio y Tiberio Aquila fueron a ver a sus respectivas familias mortales. Alyx secuestró a un hombre, lo llevó a al cueva a las afueras y allí se dedicó a torturarle y a experimentar, mientras Tiberio y Marco Julio se vieron envueltos en una pelea en la Necrópolis entre Propinquis Cesarianos y Pompeyanos, casi fueron derrotados pero destruyeron a un importante Julio del Peregrine Collegia y Tiberio casi diableriza a un secuaz de éste.

La germana se reunió dos veces con Bax Sasan, el extranjero de Parthia. Le contó extrañas historias sobre un hombre llamado Belial que tenía una extraña filosofía de existencia, muy acorde a la de Alyx. A petición de Bax Sasan le llevó una mujer y éste mostró un poder inaudito: movió su alma de su cuerpo al de la mujer cambiando así totalmente de aspecto. Bax dijo unas extrañas palabras: Lo nuevo es viejo y lo viejo es nuevo. Lo que se elvanta puede caer y lo caído se puede levantarse otra vez.

Volviendo a Roma los tres se encontraron con una escena escalofriante: un Propinquii al cual le brillaban los ojos y tenía una gran sonrisa en la cara había atacado y mutilado a un gran número de mortales. Al intentar ser frenado dominó sin dificultad a Alyx y Tiberio, MArco al ver que no podía ser derrotado huyó en búsqueda de ayuda. El extraño Propinquii actuaba aún y se empalado y Abrazó a una pobre mujer, aunque con su sangre también traspasó algo oscuro y cayó en letargo. Alyx sin dudarlo le cortó la cabeza a la mujer.

Al cabo de poco llegaron los miembros del Legio Mortuum y no explicaron nada de lo sucedido, tampoco lo hizo Aulus Aquila, cosa que molestó mucho a Tiberio.

View
In Humiliando

Marzo 49 a.C., año 460 de la República de Roma

Legio mortuum

Alyx sintiéndose culpable fue a pedir perdón a Tiberio, pero éste asustado no quiso verla. Tiberio tuvo una conversación con su sire en la qu éste no quedó contento, fue a ver a Acilia Julia para pedir consejo a lo que ésta propuso que lo vinculara como ella iba a hacer con Marco Julio. Alyx secuestró a un niño para dárselo como presente a Tiberio, éste no quiso hacer daño a un niño inocente e hizo enfadar a Alyx, la cual con pesadilla lo aterrorizó aún más. Finalmente dominó a la gladiadora para que creyera que había amtado al niño y lo había escondido. Al volver Marco quedó horrorizado con la situación, no podían sacar al niño vivo de la Necrópolis así que después d emucho pensarlo lo mataron. Enfadados fueron a pedir explicaciones a Onisephoros, el sire de ella, pero éste al enterarse de que la habían dominado les amenazó fuertemente usando Pesadilla, no sin antes MArco decirle a Alyx que necesitaba una cura de humildad.

Alyx contactó con los Gladiadores Nocturnos, un collegia de guerreros, para entrar en su grupo. Allí le dijeron que la prueba de entrada sería rescatar a un hombre de la ejecución pues la tradición decía que entonces sería libre. El hombre en cuestión era Bax Sasan, un sirio poco conocido en la ciudad. La hermana de Alyx, Flaviana Galla, le explicó que ella conocía al hombre y que era muy interesante, la ayudaría a rescatarlo con una arma dotada de poderes. Marco Julio ofreció su ayuda también a descubrir los soldados que protegirían al sirio.

Llegada la noche y armada con una espada que atravesaba las armaduras fue a liberar al sirio, enfrentándose a dos soldados del Legio Mortuum, pero subestimó a sus enemigos y pese a su espada perdió ante ellos cayendo en letargo. Cuando sus aigos se enteraron fueron a buscarla para llevarla a su sire, también se enteraron de que Bax Sasan había huido de la cruz derrotando a los dos guardias ante la mirada del responsable del senex.

Unas noches después Marco Julio tenía que ir con Gabhan ante la Camarilla apra continuar defendiendo la presencia de los Gangrel en la Camarilla. Tiberio fue avisado por su sire que se el negaría el paso al galo y que él tendría que mentir y afirmar que había avisado a Marco, quedando así la causa Gangrel mal. Tiberio al estar vinculado a Marco no podía hacer eso, así que convenció a su sire para que fueron a buscar a Onisephoros y a Alyx ya que sería peligroso que estuvieran en la sala de la Camarilla cuando todo eso pasara. Cuando se encontraron con ellos provocó a Alyx para que entrara en frenesí aún y sabiendo que no podía ganar. Por suerte pudo aguantar, gracias al poder sagrado de su sire, hasta que otros propinquiis los separaron. Debido a todo el caos pudo hablar en privado con Onisephoros y transmitirle el plan. El griego mandó a un hombre suyo a avisar a Marco.

Marco para aprovechar la situación fue a la sala de la Camarilla y avisó que no había ido con Gabhan ya que no era digno, haciendo ver que no tenía ninguna idea del plan y derrotando sin mucha dificultad a su primo. Marco se disculpó ante su sire por haber ganado otra vez, pero al haber sido una victoria tan sumamente fácil, la culpa recayó encima de su primo al cual nunca más se le volvió a ver…

View
Prima Mortem

Marzo 49 a.C., año 460 de la República de Roma

Meh.ro10555

La siguiente noche se encontraron los tres en la sala de la Camarilla, allí estaban Onisephoros y Acilia Julia también. Onisephoros presentó a Alyx a Mamercus Falerius, un hombre importante en el Peregrine Collegia (y por lo tanto bastante despreciado en el Senex) que se encargaba de los ‘Gladiatores Nocte’, los gladiadores de la noche, un collegium que tenía fama de disponer de los mejores guerreros de la Camarilla (algo que negaba el Legio Mortuum). Acilia Julia presentó a dos de sus otros chiquillos: Attia Julia, recientemente nombrada legado de en la Tarraconensis, y a Gaius Julius Potius, un amargado soldado que ponía en duda toda la existencia de los Propinquii.

Después de conocer gente se dirigieron a la Porta Nigra, dónde tanto Marco Julio como Tiberio Aquila habían sido creados. Tiberio, amante de la religión y la historia como era, se fijó en los relieves del sarcófago que había en el centro y se dio cuenta que el relieve que tenía que ver con Aulus Julius Senex expulsando a los llamados Traditores había sido retocada. Al pedir explicaciones sobre esos Traditores el responsable de la sala no quiso dar mas detalles.

Luego se separaron: Alyx y Marco Julio fueron a ver a Onisephoros y Tiberio Aquila fue al Templum Remi a ver a su sire.

EL Julio y la gladiadora se internaron en la zona de la Necropolis donde habitaban los adoradores de Cybele y allí en una pequeña terma de sangre estaba Onisephoros relajándose. Les invitó a bañarse y allí Marco Julio preguntó por Eanthes, la cual estaba en Grecia. Finalmente Onisephoros invitó a ambos a tener una ‘charla’ más intima a lo que Alyx no dudó y Marco Julio aceptó con ciertas reticiencias sobretodo por los gustos del griego.

Tiberio Aquila fue al Templum Remi a habalr con su sire sobre los Traditores, pero éste no quiso compartir la información con él diciendo que no era el momento.

A última hora fueron a ver a Acilia Julia otra vez en la sala de la Camarilla. Allí explicó la situación de que ella era Cónsul de la Camarilla junto con Appius Julius, su enemigo político. Por su alianza con Ligeia debía dar soporte a que las bestias galas entraran en la Camarilla, cosa que no le hacía caso. El primer paso sería la noche siguiente y Marco Julio tendría un peso importante: haría representante de Gabhan.

Los tres se quedaron solo y formaron una alianza, cada uno apoyaría a los otros dos con sus habilidades para poder avanzar y sobrevivir en este peligroso mundo de los muertos dónde vivían ahora.

La noche siguiente los tres se dirigieron a las afueras de Roma para ir a buscar al galo. En el camino fueron interceptados por un primo lejano de Marco: Proculus Julius Gavrus. Había sido enviado a las Galias junto con Marco ya que era un paso importante en sus carreras políticas y una noche había desaparecido, nunca se supo que había pasado.

Proculus anunció que el sire de su sire era Oppius Julius e intentó convencer al grupo que no ayudaran a que las bestias galas entraran en la Camarilla. Marco no escuchó sus palabras y Proculus se sintió molesto por eso.

Fuera hablaron con Gabhan y le contaron las reglas de la Camarilla que aceptó aunque algunas le extrañaron. Fue una sorpresa para ellos saber que en la Galia ya existían collegiums de bestias galas que daban soporte al Legio Mortuum.

Volvieron con él en la sala de la Camarilla y Marco Julio lo presentó por su título galo de portavoz: el Gangrel Gabhan. Debido al desconocimiento y a la burla a partir de entonces en ese debate y los siguiente a las bestias galas se las llamarían ‘los Gangrel’.

Marco Julio se enfrentó en un debate dialéctico a su primo Oppius Julius, el cual derrotó sin mucha dificultad, dejando al Senex impresionado con su retórica. Y molestando a Acilia Julia, quien citó a su chiquillo a una conversación privada.

Al ser privada tanto como Alyx como Tiberio Aquila se quedaron fuera de la sala.

Dentro, Acilia Julia con tono tranquilo pegó la bronca a Marco, pues él sabía que el objetivo era mantener a Ligeia contenta pero no hacer grandes pasos en favor de los ahora llamado Gangrels. Se cortó y llenó un rico cáliz de cobre con su sangre. Ordenó a Marco Julio César que bebiera y él sintió la compulsión de hacerlo. Ella le explicó que a la siguiente vez que la desobedeciera volvería a beber su sangre y sería su esclavo para la eternidad.

Marco salió muy enfadado de la sala, tanto que no quiso hablar con sus dos compañeros.

Viendo la extraña actitud de Marco, Tiberio y Alyx se fueron al exterior y decidieron terminar el combate que empezaron hacía semanas. Tiberio ordenó a los esclavos de la arena que les dejaran pasar y allí empezaron a luchar. Alyx quiso usar su Bestia tal y como su sire le había dicho pero perdió el control. Tiberio viendo que estaba fuera de si intentó dominarla pero la Bestia de ella era demasiado fuerte. El combate terminó rápidamente con Alyx casi cortando por la mitad al centurión pero pudiendo reprimir su instinto de beberse toda su sangre.

Mientras Marco fue a ver a Onisephoros que le contó lo que había ocurrido. Éste le dio la solución de que si se vinculaba antes con otra persona ya no podría ser vinculado a su dictatorial sire. Después de mucho hablar llegó Alyx asustada trayendo el cuerpo de Tiberio sin saber qué tenía que hacer. Decidieron que Onisephoros le daría sangre para despertarle y que le propondrían una vinculación total entre él y Marco.

Una vez despierto, lo llevaron ante su sire y le dijeron que habían sido atacados en la oscuridad por alguien, seguramente un seguidor de Oppius Julius…

View
Prima Nocte

Marzo 49 a.C., año 460 de la República de Roma

Blood moon

La noche siguiente cada uno de ellos recibió una explicación de su sire, explicándole el mundo de la noche desde su punto de vista:

Acilia Julia

Yo soy Acilia Julia, chiquilla de Aulus Julius Senex, chiquillo de Remo, hijo de Marte, descendiente de Eneas, hijo de Afrodita y miembro de la realeza Troyana. Como ves por mi sangre corre la nobleza de los antiguos tiempos y ahora también es tu sangre. Como ves nuestra historia se remonta al mismo principio de Roma, tienes la obligación de hacer honor a los que te preceden, tendrás que ser un ancestro julio merecedor de este nombre o no serás. Ya tuviste tu oportunidad de ser algo… menor.

Ya conoces la historia de Rómulo y Remo, lo que no saben los vivos es que Remo al morir hizo un pacto con los dioses para poder gobernar la noche de la joven ciudad de Roma. Sintiéndose solo engañó a un joven noble de su sangre que no había sido capaz de raptar una esposa sabina: Aulus Julius. Remo se hizo pasar por un dios y le convirtió en un ancestro, cosa que desesperó a Aulus Julius pues le había arrebatado su destino de ir al Hades. Muchos más vinieron luego y rápidamente una ciudad empezó a crecer en las antiguas catacumbas etruscas bajo Roma. Remo desapareció durante una noche, pero no fue echado de menos pues era un tirano, Aulus Julius organizó a los ancestros romanos y creo los fundamentos de la Camarilla. Se le llamó Aulus Julius Senex por ser el más antiguo, finalmente Aulus Julius se retiró a descansar después de siglos en activo, dejando su poder en manos de sus chiquillos, los Julios, para que gobernaran sobre los propinquii. En su honor esa unión de sabios julios fue llamada Senex y desde allí se dirige toda la Camarilla: la unión de los Julios, Propinquii y otros seres nocturnos como los vermi o hetairas.

Yo fui creada con la desolación del saqueo de Roma por los galos. He vivido los tiempos mas oscuros de nuestra República y eso me ha hecho lo que soy.

Tu nombre va a ser respetado y vas a tener una posición privilegiada. Pero como te he dicho si no estás a la altura, tengo todo el derecho de destruirte hasta que te libere y seas aceptado como un miembro de la Camarilla… e incluso entonces puedo usar mi poder para terminar conmigo si no te comportas correctamente. Tomatelo como una advertencia o como una amenaza, ambas me sirven.

La Camarilla es la sociedad de la noche en las tierras de Roma, no existe nada igual en el mundo conocido. La Camarilla se sostiene en el liderazgo de los Julios, aunque cualquier miembro es igual a otro y tiene derecho a expresar su opinión públicamente en la sala de la Camarilla. El Senex es dónde se toman las decisiones, igual que en el senado, allí somos mayoría. El Legio Mortuum es nuestro fiel ejército, también liderado por Julios. El Culto de los Augures es nuestro contacto con los dioses, obran extraña magia que quizás debería ser más controlada. Finalmente está el Peregrine Collegia, una amalgama de ladrones y holgazanes que operan al límite de las reglas del Senex, aún y así les toleramos por ser útiles.

Ahora mismo tengo una alianza con la hetaira Ligeia. No es de mi gusto pero era necesario para contrarrestar a mi rival político: Oppius Julius Balduinus el cual tiene el favor de los julios y propinquii más antiguos. He entregado a Alyx a Onisephoros ya que él es la mano derecha de la griega. Aulus Aquila ahora mismo me debe un gran favor, ha sido un hombre tan piadoso que fuera de los Augures era casi desconocido. Ahora tiene un chiquillo conocido y la gloria de Tiberio será también la gloria de Aulus, impulsándole aún más en los Augures.

La situación en la Camarilla está pasando tiempos difíciles, el enfrentamiento entre Marius y Sulla hace cuarenta años dejó muchas familias nobles despobladas, haciendo que sus ancestros pasaran hambre y hubiera descontento. El nuevo enfrentamiento entre romanos solo está agravando la situación, más aún cuando ahora están despertando muchos antiguos ancestros Julios y Propinquis sedientos de sangre fresca. Y no se alimentarán de plebeyos y esclavos no?

Aulus Aquila

Tiberio, ahora perteneces a los ancestros de Roma. Se dice que vinimos con Eneas desde Troya pero que entonces eramos diferentes. Los ancestros antiguos no tenían emociones y veían con envidia a los vivos. Entonces hicieron un pacto con algún dios o criatura y ganamos a la Bestia. La Bestia nos ofrece la posibilidad de volver a sentir, pero también de perder el control. Deberás ser fuerte y mantener tu orgullo como Romano por encima de tu Bestia interior.

Remo unió a los ancestros romanos y Aulus Julius Senex los organizó. Ahora existen la Camarilla y sus alas: el senex, dónde se toman decisiones, los augures, que nos comunicamos con los dioses y obtenemos profecías de ellos, el legio mortuum, nuestras legiones nocturnas y el peregrine collegia, el conjunto de ancestros asociados entre ellos dedicándose en sus asuntos. Tienes que saber que de entre todos los Propinquii los mas poderosos son los Julios, de los que Aulus Julius pertenecía. También tienes que saber que entre nosotros existen otras criaturas: los vermis, seres grotescos que se han dedicado a extender la necrópolis. Estos ya estaban aquí cuando los propinquii llegamos. Finalmente están las hetairas que proclaman descender de la extraña diosa Daeva. Se unieron a la Camarilla cuando Grecia pasó a ser provincia romana. Hay otras criaturas que proclaman otros orígenes que son toleradas menos las que vienen de la galia. Las bestias Galas son como los germanos: imposibles de civilizar. Ahora se discute si se tendrían que aceptar dentro de la Camarilla, algo que me opongo totalmente.

Dentro de la Camarilla tienes dos alas dónde serán bien aceptado: en el Legio Mortuum o en los Augures. El Legio tiene la fuerza de las espadas, los Augures de los dioses y el arte de la Veneficia. Aunque he oído que otros seres de la noche practican otras artes, éste es el que ha hecho que Roma y la Camarilla sea lo que es.

Y referente a nuestras lealtades, ahora mismo he entrado en una relación clientelar con Acilia julia, así que la obedecerás como si me obedecieras a mi. Me disgusta que haya entrado en alianza con Ligeia, pero es un miembro respetado de la Camarilla así que tampoco me voy a oponer.

Estarás bajo mi tutela y protección mientras lo crea conveniente. Pero has de entender que en el mundo de los muertos los ritmos son diferentes, así que serán algunas décadas. Entonces serás libre para decidir tu própio camino. Hasta entonces haz lo que yo te diga y no hagas enfadar a los dioses.

Onisephoros

Los Julios, los seres nocturnos romanos, hablan con orgullo de su origen que viene de tal o cual noble que vivió hace generaciones… nosotros somos más sencillos. Nosotros somos los hijos de Cyebele, Gea, Gaya, la Magna Mater. De la misma manera que el león caza la gacela, nosotros cazamos a los vivos, no tenemos más obligación que el seguir nuestra naturaleza y respetar a la Gran Madre. Nos ha dado el don de poder ofrecer la belleza y la salud a los vivos a coste de nuestra propia decadencia física, la cual puede ser impedida mediante el bañarte en la sangre de los vivos. Es como el ciclo de las estaciones que representan la naturaleza. Es un coste que puedes asumir si quieres, hasta que no seas más poderosa no tendrás que decidir seguir a la Magna Mater.

Sobre mi hay poco que contar, nací siendo de clase baja, pero mi belleza me permitió ganarme el sitio como amante de un rico noble ateniense. Aún y no ser un castrado era seguidor de la Magna Mater y finalmente decidieron darme el don. Con la conversión de Grecia en provincia romana y la consecuente unión a la Camarilla perdí a mi creador, llevé una difícil existencia hasta que contacté con Ligeia, desde entonces la ayudo con mi poder de la Magna Mater mientras ella hace que mi existencia sea mucho más cómoda.

Como descubrirás la sangre es lo más importante de tu existencia, a partir de ahora toda tu existencia girará alrededor de ella. muchos no pueden soportarlo y terminan suicidándose. Por eso te he escogido a ti pues se que abrazarás esta existencia y este dono como es debido. Compartirás mi pequeño nicho en la Camarilla junto con mi otra chiquilla: Flaviana Galla, creo que las dos podéis aprender mucho la una de la otra.

Finalmente una breve explicación de la Camarilla: ellos dicen que todos los miembros de la Camarilla son iguales, pero en el fondo eso es mentira. Primero van los Julios purasangre, después los que no tienen ese apellido y finalmente el resto de Propinquii. Pues aunque a ellos les duela nosotros también somos ancestros romanos, ellos nos conquistaron no? Todo el mundo tiene derecho a hablar en la sala de la Camarilla y las decisiones tomadas allí son sacrosantas pero no te dejes engañar, muchos han encontrado la Muerte Definitiva al salir de allí habiendo dicho algo molesto.

La Camarilla está organizada en el Senex, dónde los ancianos Julios toman decisiones, el Legio Mortuum, la panda de soldados que vendrán a verte si no cumples lo que quiere el Senex, El culto de los Augures, en contacto con los dioses y finalmente el Peregrine Collegia, una amalgama de diferentes collegiums y el único sitio que podrás encontrar cierta libertad. Yo soy miembro del Peregrine Collegium, colaborando con Cybele Paidá, el culto a Cybele asociado al culto de los augures y el Collegium Thymiamatis, especializado en la importación de los placeres griegos.

Como te he dicho ahora trabajo para Ligeia, el propinquii no julio que ha llegado más arriba en el senex. Tiene una especie de pacto con Acilia Julia así que por ahora estamos con el caballo ganador, pero hay un fuerte punto de discusión entre las dos: aceptar a las bestias galas dentro de la Camarilla.

Después…

Pudieron hacer preguntas y se les explicó los principales lugares de la Necrópolis siempre creciente: la sala de la Camarilla, la Fons Ater, el Porticus Sanguinus, el Templum Remi y la Porta Noctis.

Finalmente recibieron permiso para salir a la ciudad de Roma después de dos semanas de adaptarse a su nueva situación. Al salir se separaron, Alyx fue buscando un artesano en el Aventino, el barrio mas pobre. Mientras Tiberio y Marco fueron a la zona más rica para alimentarse, pues tal cosa era lo que se esperaba de ellos. Se alimentaron usando el poder sobre los mortales de Marco Julio, aunque les costó un poco idear planes para sus nuevas habilidades. Mientras Alyx se coló en un taller, descuartizó al aprendiz y después de asustar al maestro lo mató u prendió fuego a su taller. Como sabía que los otros dos iban a casa de Marco Julio, allí se dirigió. El Propunquii y el Julio dispusieron un plan para que hubiera rumores de que estaban muertos. De repente aparecieron unos esclavos de la madre de Marco, uno de ellos resistió su poder de dar órdenes y fue asesinado. Ese asesinato hizo ver a Marco que su compañero Tiberio había cambiado, pues vio como disfrutó del hecho de matarlo. Tiberio fue a su casa, se presentó a su mujer y dejó entrever que estaba muerto. Por otro lado Marco Julio se presentó ante su hermano como un ancestro y descubrió que Alyx se había presentado tal cual cosa que le enfureció. Cayo Octavio fue a decir a Alyx que podía amrchar, pues es lo que el había dicho Marco, y se dio cuenta que tenía una aura extraña, justamente como su hermano que estaba muerto. Alyx aprovechó para llevarse todas sus cosas (un látigo con pinchos incluido) y partió hacia al Necrópolis dónde se encontraron los tres.

View
Acceptabis Julii nova sint sive antiqua pereunt

Febrero 49 a.C., año 460 de la República de Roma

Spqr

Después de esa extraña experiencia fueron a descansar en la posada que se encontraban. Alyx aprovechó que se pusieron a dormir para salir a testear sus nuevas habilidades, tuvo ciertos problemas con guardias pero si ya era una inagualable luchadora antes, ahora no tenía rival.

Al día siguiente unos guardias fueron a buscar al grupo de Marco Octavio, Tiberio Aquila y Alyx y los llevaron hasta la villa de Cnaeus Salvius. Quiso saber qué hicieron por la noche y si alguno de ellos había aceptado algún regalo y aunque quien lo había hecho había sido Alyx, el joven senador se culpó a él mismo. El gobernador le informó que no podía dejarlo marchar y que por la noche contactaría con los ancestros para solucionar la ‘corrupción’. Tiberio Aquila se preocupó por la situación e intentó usar su rango para usar las tropas establecidas en Volterra para ir contra el gobernador, pero eran tropas fieles y no consiguió los apoyos necesarios. Llegaron noticias de que en Corfinium el gobernador Lucio Domicio Enobarbo había cerrado las puertas a César y éste había puesto la ciudad bajo asedio.

Finalmente llegó la noche y dos personas fueron a ver a Marco Octavio: un hombre gordo llamado Macellarius Corbulo y otro hombre delgado que no se presentó. corbulo pidió de reunirse en privado con Marco Octavio. Una vez allí dentro le dijo que él no era un ancestro Julio, aunque en cierta manera si que lo era. Ahora habían visto que Marco Octavio no estaba protegido como se creían como estaba Julio César así que el hombre que estaba fuera, un ancestro Julio llamado Accius Julius Agapus, lo mataría. Macellarius los quería avisar pero el trío se lo tomó como una amenaza y lo atacaron, dejando paralizada a Alyx con una orden y huyendo. Marco Octavio salió por una ventana hacia el bosque dónde Gabhan lo protegió de su asesino.

Viendo que la situación era complicada partieron rápidamente hacia Roma, entraron de incógnito e intentaron averiguar cómo llegar a los túneles de la llamada ‘Camarilla’. Después de mucho buscar en unas catacumbas el sexto sentido de Tiberio se encendió y se pusieron alerta, después de un rato apareció Onisephoros que les dijo que aquél sitio era peligroso y no era para ellos. Los guió fuera y quedaron en verse en unos pequeños baños en los bajos de un couponae, allí les habló con acertijos pero dejó claro que por ahora Marco Octavio estaba en peligro y mejor que se marcharan.

Eso hicieron al día siguiente, no sin antes dejar un mensaje con brea ardiendo en el que decía: ‘Aceptad a los nuevos Julios o los antiguos perecerán’. Una provocación típica de MArco Octavio.

Al anochecer siguiente fueron hacia Corfinium viajando de noche con la ayuda y la protección de Gabhan. Al llegar allí César estaba seguro de la próxima rendición de Enobarbo, Marco Octavio y Tiberio Aquila explicaron lo que habían descubierto a César, el cual decidió no ir a Roma hasta haber derrotado a Pompeyo, así entrar con toda la gloria y el poder haciéndolo más difícil de atacar.

La noche siguiente por fin pudieron descansar (menos Alyx que se negó a dormir con los sirvientes y fue a dormir sola en el bosque). A la mañana siguiente Marco Octavio empezó a retomar sus quehaceres de questor y empezó a revisar los documentos sobre los gastos de las tropas de César (con una aburrida Alyx al lado), mientras Tiberio Aquila como Centurión Plus Prior revisó sus tropas y las puso en orden. Hacia la tarde un mensajero los informó que fueran a la tienda de César, allí estaba él con Lépido, Marco Antonio y Enobarbo que había presentado su rendición. César no iba a matarlo ni a saquear la ciudad, pero si que tomaría sus tropas para partir hacia el sur ya que Pompeyo estaba moviendo las suyas hacia Grecia desde Brindisi.

Por la noche hubo una pequeña celebración, allí Marco Octavio cortó una conversación entre Alyx y Marco Antonio, enterándose que eran antiguos amantes cosa que le sorprendió. Por la noche quiso que Alyx se quedara a dormir con él, descubriendo que la gladiadora germana tenía cierta fijación por la violencia y la sangre asociada al sexo. Mientras Tiberio Aquila fue visitado por un extraño general en negra armadura acompañado de un sacerdote. Se presentaron como ancestros y le explicaron que precisaban de su ayuda para llevar a Marco Octavio a Roma dónde se decidiría qué hacer con él, los augures habían predicho que Cayo Octavio, su hermano pequeño, al frente de su familia traería la estabilidad a Roma después de la época de inestabilidad que se estaba enfrentando Roma. Tiberio Aquila aceptó la responsabilidad y más aún cuando le dijeron que si no iban a Roma los ancestros Julios cazarían a Marco Octavio y lo matarían sin poder defenderse. Las dos figuras eran Agripa Cocceius y el sacerdote, Aulus Aquila, hermano pequeño del bisabuelo de Tiberio.

El centurión corrió a la tienda de Marco Octavio, dónde estaba recuperándose del encuentro pasional con Alyx (la cual yacía durmiendo tranquila en la cama) y le explicó lo que había pasado. Marco Octavio en parte por su curiosidad y en parte porque estaba cansado del juego en el que se había visto envuelto, aceptó. Fueron a ver a Cayo Julio César y partió hacia Roma.

Una vez allí fueron a ver a Onisephoros en los baños, tal como habían quedado. Antes habían ido a despedirse de sus familias, un momento muy duro para ambos. Así que el griego les llevó hacia la colina Capitolina y se adentraron por unos túneles secretos de allí, avisándoles que ningún vivo entraba ni salía de allí. Una comitiva de extraños soldados romanos los lelvó por los túneles pobremente iluminados pero que parecía una ciudad bajo la viva ciudad de Roma.

Los llevaron hasta una gran sala parecida a la del senado de Roma, llamada la Camarilla. Allí habían hombres y mujeres como si fueran senadores y unos cuantos se acercaron a los dos hombres (Alyx fue puesta a un lado por Onisephoros):
- Acilia Julia, una mujeres bajita de unos 40 años con sonrisa burlona.
- Ligeia, una mujer alta y delgada que su rostro no msotraba ninguna emoción, posiblemente griega.
- Macellarius Corbullo.
- Quintus Julius Candidius, un hombre con una rica armadura de proconsul.
- Faustus Sepunius, un niño de 13 años presentado como Pontifex Maximus.

Allí se le dejó escoger a Marco Julio César (Marco Octavio ya había revelado que era heredero de Cayo Julio César) entre morir e ir al Hades, convertirse en un ancestro Julio o convertirse en un ancestro no romano por la mano de Eanthes. Marco Julio, orgulloso como estaba de su sangre aceptó convertirse en un ancestro Julio aunque eso implicaba estar 30 años al servicio y las órdenes de Acilia Julia. A Tiberio Aquila se le ofreció una opción similar y quiso ser también un ancestro familiar por mano de Aulus Aquila. Onisephoros le ofreció el poder a Alyx y ella aceptó sin dudarlo.

Así pues hicieron un ritual con cánticos e inciensos alrededor de Marco y Tiberio, les quitaron la ropa y les llevaron a una gran sala roja con una piedra roja en forma de sarcófago. Allí fueron desangrados y alimentados con la sangre que les convirtió en no-muertos.

Por otro lado Alyx fue llevada a una piscina de sangre, parecía que era muy del gusto de Onisephoros, y allí ambos se desnudaron y mientras mantenían una violenta relación pasional él la desangró y la convirtió.

View
Quod Nocturna Animalia

Febrero 49 a.C., año 460 de la República de Roma

Gorgona

Después de la extraña revelación de Julio César fueron todos a dormir pero primero Alyx fue a avisar a su señor ya que la herida que le había infligido Tiberio Aquila estaba totalmente sanada, fueron a ver al médico y no pudo dar ninguna respuesta más allá de la extraña fisiología germánica. A la mañana siguiente los guardias informaron a Tiberio Aquila que durante la noche se habían visto merodeando a un hombre alrededor de la villa, pero no había podido ser capturado.

Durante el día se prepararon para el viaje, se harían pasar por mercaderes de vino del gobernador Tiberius Titinuis, ahora fallecido. Durante el viaje la relación entre Tiberio Aquila y Alyx fue tensándose pues el primero la despreciaba por esclava germana y ella lo veía como débil y creído. También pudieron ver cómo la sociedad romana estaba polarizada por la disputa entre César y Pompeyo y que los rumores corrían a sus anchas, llegando a algún caso al enfrentamiento físico con partidarios de Pompeyo por la poca diplomacia de Alyx.

Finalmente llegaron a Volaterrae y buscaron dónde poder dejar su mercancia para así poder empezar con la investigación que se les había encomendado. Finalmente contactaron con un noble local, Titus Flavius Drusus, con quién Marco Octavio hizo una pésima negociación. Al ir a al taberna dónde se alojaron Tiberio recordó a Marco Octavio del craso error que había cometido en la negociación, les obligaba a realmente vender el vino para pagar la deuda, y el poco apoyo de Alyx llevó al joven senador de Roma a emborracharse con el vino local.

Entre Alyx y Tiberio lo subieron a la habitación y el centurión anunció que se iba a vigilar el perímetro de la zona y ordenó a la gladiadora que se quedara en la habitación con su señor. Alyx, poco acostumbrada a recibir órdenes pasó totalmente de lo que le dijo y se dedicó a seguirle y a molestarle.

Durante su ronda de inspección oyeron ruido de combate en un pequeño pasaje entre dos edificios y corrieron hacia allí. Al llegar únicamente encontraron un charco de sangre y vieron una persona huyendo por el otro lado. Tiberio se puso a correr en esa dirección y al llegar al otro lado no encontró a nadie hasta que miró arriba y lo vio en el tejado de una de las casas. En cuestión de segundos había sido capaz de escalar cuatro pisos de casas?

Alyx no lo vio y suponiendo que la situación se complicaría volvió junto a su amo el cual estaba durmiendo la mona. Mientras Tiberio se quedó a rezar a Plutón en el lugar de la pelea, también investigó y encontró una espada que debería pertenecer a uno de los contendientes de la pelea así como un extraño y enorme zarpazo en la pared. Llegó la guardia de la ciudad y al encontrarse un hombre armado en esa situación lo llevaron a la casa de la guardia para interrogarle. Acostumbrado a tratar con soldados pudo conseguir que lo dejaran libre en pocas horas.

A la mañana siguiente Marco Octavio se despertó con una terrible resaca y ordenó a Alyx que le trajera agua. Ella que no le gustaba ser tratada como una sirvienta fue a buscar un cubo de agua y se lo tiró por encima de su señor. Después de una breve discusión hizo lo que le pedía Marco Octavio pero se fue indignada a desayunar. Tiberio Aquila fue entonces a verlo y le relató la historia de lo que había acontecido durante la noche, pero entre la cabezonería del centurión y la resaca del cónsul también se pelearon. Al final Tiberio bajó a desayunar junto con Alyx y encontraron un punto en común: criticar a Marco Octavio.

Después de haber desayunado todos fueron a ver al principal sacerdote local, un hombre llamado Vopiscus Pompilius. Ante él Marco Octavio desveló su identidad y le contó que estaba interesado en los ancestros y la manera que tenían los etruscos de tratar con ellos. Éste les explicó que bajo la tiranía de Sulla la ciudad había sufrido mucho y que se habían perdido muchos documentos. Miraría entre los que disponía y al día siguiente les daría una respuesta. El grupo también pidió por las catacumbas locales ya que estaban interesados en ellas, Pompilius aceptó llevarles a regañadientes.

Una vez en las catacumbas se adentraron hacia la oscuridad llevando una débil antorcha cada uno. Alyx iba delante dejando una marca por la pared para saber por dónde habían ido ya, Tiberio buscaba cualquier señal de paso reciente por allí y finalmente Marco Octavio observaba con detenimiento los diferentes relieves y sarcófagos que se iban encontrando. Al final de todo sin posibilidad de ir más adelante encontraron un antiguo, muy antiguo, altar que identificaron que pertenecía al antiguo dios etrusco Eita, dios del Inframundo y una versión antigua de Plutón. Fue allí que Tiberio percibió algo a su alrededor, una sensación que asociaba a los dioses avisándole de algún peligro. Sin poder ver ninguna amenaza a su alrededor Marco Octavio hizo ofrenda de su sangre a los ancestros y al ver que no ocurría nada salieron de la cueva habiendo una acalorada discusión religiosa entre la flexible visión de Marco Octavio y el tradicionalismo de Tiberio Aquila.

Fueron de vuelta a ver al sacerdote y allí se lo encontraron junto con el gobernador de la ciudad, Cnaeus Salvius Jovius, el cual había sido informado de la identidad de los visitantes. Recibió amablemente a Marco Octavio pero lo apresuró a dejar la ciudad y a dirigirse hasta Roma para atender temas importantes, el senador prometió que el día siguiente partirían hacia Roma.

Marco Octavio fue con Alyx a comprar un buey en el mercado, el mismo sitio donde Tiberio compraba una cabra. Los primeros se dirigieron a las catacumbas y e segundo a hablar con el sacerdote pues quería consejo sobre el hacer un sacrificio a Plutón. Marco Octavio y Alyx hicieron un ritual similar al que había hecho Julio César unos días antes para ellos terminando ambos llenos de la sangre del buey. Fue entonces cuando llegó el centurión con su cabra, pues tenía ciertas sospechas sobre el sacerdote y no había querido seguir sus consejos. Al oír gente dentro las cavernas apagó la antorcha y se acercó a ver quién era, llevándose un disgusto al ver los restos del ritual al extranjero dios Mithras. Cuando empezaban a discutir una inmensa piedra de la pared empezó a apartarse y de dentro salieron dos criaturas que parecían momias. Pidieron la cabra de Tiberio y sin responder a ninguna pregunta los citaron la noche siguiente al sur de la ciudad, en un círculo de piedras con una ofrenda de un cadáver fresco de un guerrero. Una vez dicho esto dejaron a la cabra muerta, sin signos de violencia, y se retiraron volviendo a poner la piedra en su sitio con sus mismas manos.

El día siguiente fue intenso, el sacerdote Pompilius les indicó que se quedaran unos días más que conseguirían información, el noble Titus Flavius les acompañó a comprar un esclavo guerrero y les dijo que alguien importante quería hablar con ellos y finalmente el gobernador Cnaeus Salvius les advirtió que el sacerdote no era de fiar pues adoraba secretamente a otros dioses. Al llegar la noche se dirigieron al punto de encuentro, el círculo de piedras al sur de la ciudad. No eran los únicos convocados ya que llegó mucha gente ocultada tras capuchas. Un sacerdote oculto tras una máscara empezó a oficiar un ritual en un idioma extraño, etrusco podían suponer. En un momento dado de detrás del sacerdote aparecieron tres figuras: las dos momias que ya conocían y a una mujer de mediana edad vestida con un estilo extraño.

Alyx degolló al guerrero galo y las tres figuras se acercaron. Ella se presentó como Larthia de las Gorgonas, mientras que las dos momias eran Venthi y Hathli de los Etrusci. Larthia puso como condición de hablar el poder ofrecer un regalo a Alyx y el proponerle el hecho que si se mostraba digna tendría la posibilidad de entrar en las filas de las gorgonas. Para mostrar su poder en un instante se convirtió en una serpiente humanoide de casi tres metros, lo cual provocó que Tiberio sacara la espada, pues las gorgonas son hijas de Medusa, descendiente de los Titanes los cuales se opusieron a los dioses Olímpicos, por suerte Marco Octavio le frenó para que no cometiera una estupidez. Por su parte Venthi explicó que los ancestros Julios tenían apresado y maldito a su líder, un fiel seguidor de Eita el cual ahora se conoce como Plutón y en caso de enfrentarse a los ancestros sería deber de Tiberio de liberarlo.

Marco Octavio dudó pero vio que si no aceptaba se quedaría sin ninguna información y a riesgo de perder a Alyx aceptó. Y así pudo empezar a hacer preguntas, aunque las respuestas siempre eran cripticas. Descubrió que el único motivo por el cual los ancestros Julios eran crueles con sus descendientes era porque eran poderosos y disfrutaban haciéndolo. Descubrió que las Gorgonas y los Etruscii se oponían a los ancestros Romanos a los que habían conquistado y no sabían porque éstos no se acercaban al César ni a su sobrino ni tenían conocimiento de el dios llamado Mithras. Cuando parecía que querían hacer algo a Marco Octavio de entre el bosque se oyó un aullido y entró al claro un hombre corriendo muy rápido. Era un galo de mas de dos metros con una larga melena que Tiberio reconoció rápidamente como al que vio en el callejón.

Los Etruscii y la Gorgona mostraron una gran hostilidad contra él. Éste se puso al lado de Marco Octavio y anunció que Eanthes lo reclamaba y él sería su guardaespaldas, aumentando la furia del trío etrusco. Finalmente Larthia se volvió a convertir en la extraña criatura y vertió su sangre en un cuenco hecho de cráneo y dándoselo a beber a Alyx. Recordándoles que ellos se oponían a los ancestros Julios desaparecieron de la misma manera que habían aparecido. El extraño galo se presentó como Gabhan e indicó que dentro de Roma él no podría entrar. Cuando Marco Octavio quiso interrogarle le dijo que él no estaba allí por eso y salió corriendo a una velocidad que los dejó asombrados.

Mientras volvían y Marco Octavio volvía a discutir temas religiosos con Tiberio Aquila, Alyx descubrió que su destreza había aumentado hasta niveles más allá de un simple mortal…

View
Julia Legato

Febrero 49 a.C., año 460 de la República de Roma

Mithras 01

El trío de protagonistas se encuentran en Ariminum (actual Rimini) después de una dura marcha desde que cruzaron el Rubicón con Julio César. Éste ha sido bien recibido por las ciudades dónde ha ido pasando, aumentando la moral de la tropa.

Marco Octavio está alojado en una de las villas del gobernador: Tiberius Titinius Italicus, Alyx y Tiberio Aquila también se alojan allí. El centurión organiza la defensa de la villa por si un caso algún seguidor de Pompeyo quiere actuar e informa a su señor que todo ha sido preparado mientras éste se está tomando un baño relajando con Isbataris, la esclava hispana de Titinius. Al salir vio a Alyx afilando sus espadas y después de unos piques se pusieron a ver quién de los dos sabía luchas mejor. Una vez ambos preparados Alyx apartó la espada y el escudo de Tiberio y le dio una patada en el pecho que gracias a que iba con armadura de legionario no le dolió. Éste respondió atacando duramente a la gladiadora pero sólo le hizo una herida superficial, Alyx respondió atacando esta vez en serio con su espada que no hirió gravemente al centurión gracias a su armadura. Marco Octavio que había oído el ruido del combate se plantó delante de ellos, aún desnudo y mojado del baño, y les ordenó parar. Castigó a Tiberio Aquila con un mes sin sueldo por haber atacado a su esclava.

Durante la noche ocurrió algo muy extraño, Alyx estaba haciendo una ronda (mientras su amo estaba ‘durmiendo’ con Isbataris, cuando oyó ruido de pasos. Dio el alto pero cuando fue al encuentro había un cadáver en el impluvium: Tiberius Titinius Italicus. Tiberio Aquila notó una extraña presencia que desapareció, un aviso de los dioses? Al revisar el cuerpo del muerto vieron que llevaba una daga escondida. Para atacar o para protegerse?

Se dio la alarma en la villa y se pusieron a buscar. Tiberio encontró un rastro que se alejaba de la villa y llegaba a la vía que daba a la ciudad. Encontraron también a un hombre desmayado, era un viajante que se había puesto a dormir al lado del camino y no sabía qué le había pasado.

Al día siguiente fueron a la ciudad disfrazados para buscar información sobre el hecho de la noche anterior. Después de horas de tratar con gente de mala fama llegaron a la conclusión de que Pompeyo no había tenido nada que ver. Esa noche fueron llamados por César, fueron llevados a las afueras de la ciudad y allí en una cueva vieron cómo César dirigía un ritual en honor a un dios que no conocían: Mithras. Allí mataron a un buey y con la sangre que manó de su herida impregnó su cara y la cara de Marco Octavio, Alyx y Tiberio. Finalmente el ritual se terminó con un estruendoso ‘Ave Mithras, Sol invicti!’.

Para el día siguiente les dio la orden de asistir a una fiesta en su honor, se inventaría una excusa por la falta de Titinius, en la que dieran un buen papel. Pensaron en un buen atuendo para Alyx que la dejara luchar pero que estuviera exuberante. Durante la fiesta conocieron a muchos nobles, pero especial mencion a la hetaira Eanthes, su primo Onesiphoros y las dos esclavas Anfisa y Zenaida. Eanthes rápidamente sedujo al jóven senador y Onesiphoros, como guerrero que era, quedó prendado de Alyx con quien tuvo una relación sexual bastante sangrienta. Tiberio fue muy bien atendido por las dos esclavas, pero casi se terminó la fiesta cuando se encaró a un gordo noble que era sodomizado por un jovencito. El noble era Placus Horatius Iacomo, un importante apoyo de César en la zona. Una vez que los tres fueron ‘atendidos’ por sus respectivas parejas la fiesta ya casi había terminado. Marco Ooctavio se había ganado la enemistad de Marco Antonio pues éste también deseaba la compañía de Eanthes.

Una vez terminada la fiesta César los condujo a unas catacumbas que estaban cerca. Les dijo que eran catacumbas Etruscas, un pueblo más antiguo que Roma y que tenían un gran conocimiento sobre la muerte y lo que ella depara. Llegado a este punto hizo hacer un juramento por Júpiter a Aquila y a Alyx que lo que se iba a hablar a partir de ese momento no lo dirían a nadie, cosa que aceptaron.

“Marco Octavio, tengo pensado adoptarte a ti y a tu hermano como hijos legítimos, pero éste regalo no viene sin un alto precio. La familia Julia ha tenido siempre Manes, ancestros vengativos, que han hecho peticiones indignas a sus descendientes vivos. Parte de la mala fortuna de la familia viene de esos Manes, siempre caprichosos. En mis viajes por oriente descubrí al dios Sol, llamado Mithras. Sus rituales me han protegido, pero ahora temo que una vez en Roma no sea suficiente y necesito, necesitamos, más información.”

El hecho que los adoptaría por ahora sería secreto. Propuso a Marco Octavio ir con Alyx y Tiberio a Volaterrae, en etrusco Velathri, pues sabía que allí aún se practicaban antiguos rituales de épocas ya olvidadas. El ritual que habían presenciado la noche anterior les tendría que proteger de cualquier ancestro vengativo que se encontraran…

View

I'm sorry, but we no longer support this web browser. Please upgrade your browser or install Chrome or Firefox to enjoy the full functionality of this site.